En el día de ayer, tuvo lugar la edición número XXIII de las tradicionales Jornadas de Convivencia con las FAS en la Plaza Encarnación Puchol de La Mata, Torrevieja.

Un año mas, no podemos dejar de dar las gracias a las miles de personas, vecinos de la zona, del resto de la Provincia de Alicante y los numerosos turistas que en estas fechas abarrotan nuestras playas, así como a todo el personal militar, miembros de la Guardia Civil, Policía Nacional que participaron exponiendo material y al personal de Protección Civil y miembros de la Real Orden que ayudaron para que, como no podía ser de otra manera, estas Jornadas fueran un éxito.

La Jornada comenzó con la exposición de medios materiales, humanos y animales por parte de las Unidades participantes, UME (Unidad Militar de Emergencias), MOE (Mando de Operaciones Especiales), Infantería de Marina, Brigada Paracaidista, EZAPAC del Ejército del Aire, Batallón de Inteligencia y Policía Militar, Policía Nacional y Guardia Civil.

Al medio día, miembros de la EZAPAC deleitaron a los asistentes con unos saltos paracaidistas, dibujando los colores de la enseña nacional en el cielo alicantino y portando uno de ellos la bandera de España que posteriormente seria izada por el Piquete de Honores de la Real Orden. Un avión del Ejército del Aire realizó unas pasadas por la playa a baja altura para deleite y asombro del público allí congregado que rompió en aplausos para agradecer tal espectáculo del Ejército del Aire.

Ya por la tarde, se ofreció una misa en honor y recuerdo por todos aquellos caídos por España en acto de servicio bajo el lema, #SirviendoSiempre. Se impuso una corona de flores al pie de la bandera de España y entonamos acompañados por la Banda de Música, «La muerte no es el final».

Tras la finalización de la Santa Misa, llegó el momento de condecorar a aquellas personas, profesionales o civiles, que por su trayectoria profesional o servicios destacados, han sido merecedores de nuestras recompensas en forma de Gran Cruz, Encomienda o Cruz, introduciendo en esta edición una nueva distinción, la de Distintivo Amarillo, otorgada a aquellos que han resultado heridos en el desempeño de sus funciones por ayudar a los demás. Momentos de emoción se vivieron al imponer al BIEM 3 de la U.M.E un corbatín para su  Guión, reconociendo así el gran trabajo de estos militares en los, por desgracia, desastres naturales que ocurren en cualquier rincón de la geografía nacional.

Finalizada la entrega de recompensas, se produjo el arriado de bandera por parte de cuatro cadetes de la A.G.A (Academia General del Aire) con los acordes del himno nacional.

Para cerrar el acto, la Banda de Música de la A.G.A deleitó a los asistentes s una abarrotada Plaza, con un concierto en la que pudimos disfrutar de muchas y variadas piezas musicales , reconocidas por pequeños y mayores.

Así transcurrió la XXIII Jornadas de Convivencia con las FAS, volviendo a agradecer a todo el mundo su asistencia y participación y emplazando de nuevo a todo el mundo a vernos el próximo año.

#SirviendoSiempre.